Sillones baratos

Baratos pero de calidad: los sillones

Tipos de sillones

Hay una amplia variedad de sillones en el mercado, por eso puede parecer un gran trabajo encontrar el ideal para nosotros.
Pero es también por esa gran variedad, que hay uno que coincide con la función que deseamos y que pega con la decoración que tenemos en casa.

Algunos sillones proporcionan un lugar acogedor para acurrucarse y leer, relajarse o dormir la siesta.
Algunos sillones ergonómicos incluso se pueden colocar en nuestro lugar de trabajo. Otros, en cambio,son perfectos para una buena conversación en la sala de estar.

Tipos de sillones

Hay un sillón para cada necesidad y para cada espacio, así que es mejor mirar todas las opciones que tenemos antes de decidirnos por uno. Sillón para relajarse.
Vuelves a casa, y hundirte en un sillón mullido es la mejor recompensa después de un día agotador en el trabajo.
Un sillón con tapizado de cuero suave rellenado de microficha es la opción perfecta para el descanso, la lectura o la siesta.

La incorporación de características como unos reposabrazos blandos a la altura perfecta para sostener el periódico, o una función de masaje incorporada, hacen de nuestro sillón el mejor asiento de la casa para relajarse y descansar cómodamente.

Un sillón y medio es ligeramente más grande que un sillón y más pequeño que un sofá de dos plazas. Su ancho lo hace una pieza ideal para el descanso.
Este tipo de silla es muy versátil y se puede situar en una pequeña sala de estar o un dormitorio.

Sillón ergonómico para trabajar.

Este tipo de sillones necesitan un apoyo total para las piernas, la espalda y los brazos al pasar tanto tiempo en ellos.
Durante un día normal de trabajo se pasan muchas horas sentado detrás de un escritorio, por eso una silla de oficina con un diseño ergonómico es el mejor asiento para el trabajo, ya sea tanto en casa como en la oficina.

Hay mucha variedad en este tipo de sillones, tanto en el color, como en el estilo y las características.
La altura ajustable y la capacidad para girar el sillón y moverse de un lado a otro, facilitarían el movimiento y serían la mejor opción. Sillón para el comedor.
Un sillón de rattan en la mesa del comedor es una opción cómoda, a la moda y de diseño inteligente.

Tejida a partir de fibras naturales de rattan, este tipo de sillón es una opción adecuada para la conservación del medio ambiente y del planeta.
El rattan puede cambiar de color cuando se le empapa de sustancias naturales, tales como la arcilla. Añade un cojín en un color fuerte o diferente para complementar la decoración.

Sillón orejero para una buena conversación.

El sillón orejero se presta en una amplia variedad de modernos y tradicionales estilos, colores, telas, cueros y adornos.
Es la silla perfecta para acurrucarse y disfrutar de una buena conversación después de la cena.
Es bien conocido por su aspecto clásico y combina a la perfección con la mayoría de los estilos de decoración.

Se distingue perfectamente por sus dos paneles laterales u "orejas" en la espalda, que originalmente servían para evitar corrientes de aire en una habitación, o para el calor excesivo de las chimeneas.
Actualmente ya no lo necesitamos para protegernos de las corrientes de aire, pero lo podemos usar para descansar la cabeza cuando echamos la siesta.

El sillón chaise longue para la siesta.

Es esencialmente un sillón largo en el que podemos estirar las piernas sin tener que utilizar una otomana.
Su parte trasera, por lo general, tiene un ángulo semi reclinado ideal para reclinarse a dormir.

El sillón club, el más cómodo.

Tiene los brazos y la espalda baja y por lo general está tapizado en cuero. El término proviene de los clubes de la Inglaterra del siglo 19 cuando los señores utilizaban este tipo de sillones para relajarse.

Al igual que muchos otros estilos tradicionales, éste se ha actualizado. Mientras que el cuero sigue siendo por lo general en tapizado elegido, la tela también se va imponiendo.

Las sillas ocasionales.

Una silla ocasional es sólo eso, una silla que se utiliza de vez en cuando. Por lo general, es una silla extra que se utiliza cuando vienen invitados de más.
A menudo terminan siendo piezas que ponen el acento en la habitación, seleccionadas por su alto valor decorativo.